Saltear al contenido principal

SUCEDÍA HACE ALGÚN TIEMPO… (2)

NOTICIAS EN TOMA Y LEE, 1932

Noticias publicadas en el número 1 del Toma y Lee, año 1932.  Niemand (Nadie, en alemán) es un seudónimo usado por el P. Alfonso Escudero. La revista “El Tiuque” de la que hace mención sería anterior al Toma y Lee y alcanzó solo a un número. Y cuando señala “Esta revistilla” se refiere a los comienzos de nuestro anuario Toma y Lee.

Fútbol:

Entramos en segunda categoría, a la competencia organizada por el Internado Barros Arana*. Jugamos una partida el 17 de agosto contra el Liceo Lastarria. No sé si jugaríamos con la Virgen de nuestra parte. Lo cierto es que ganamos. Gracias a Juan Morcillo, Carlos Salas, Enrique Fernández, Alfredo Muñoz Flind, Orlando Carvajal… y demás integrantes del team. Pero todavía estamos esperando que nos citen a otro encuentro.

Natación:

Entre los establecimientos educacionales de Santiago, no ha habido quién se atreva contra nuestro Liceo. DE ahí que al torneo interescolar organizado por nosotros el 26 de octubre no se presentaran más que el Liceo Lastarria y la Deutsche Schule. El miedo es cosa viva… Se distinguieron: del Lastarria: Heinz Kyrein y Eduardo Pantoja; de la Deutsche Schule: Hans Wagner, Helmut Setz y Georg Ebensperger; y de nuestro Liceo: Alberto Hurtado, Armando Briceño, Arturo Barraza, Orlando Carvajal, Pedro Parga, Sergio Yancovic, y Guillermo Werth. Puntaje: Lastarria, 11; Deutsche Schule, 14 ½; y San Agustín, 24 ½ puntos.

Pocos días más tarde, el 19 de noviembre, el Green Gross incluyó en su programa una de las postas interescolares que ya habíamos ganado el 26 de octubre (la de 4 x 50, estilo libre). Y a pesar de que tuvimos que reemplazar a O. Carvajal por G. Werth, nuestros hombres la volvieron a ganar en forma aplastadora. Tiempo: 2.15. Equipo: Werth, Barraza, Briceño y Hurtado.

“ELTIUQUE”

Fue un periodiquito del cuarto año. Primero salió a máquina. Más tarde se logró lanzarlo impreso. Pero el esfuerzo había sido demasiado grande para dejar fuerzas para un segundo número. Además, la censura… De todos modos, un buen recuerdo sobre su tumba.

ESTA REVISTILLA

Comienza modestamente, tímidamente.

En 1933 espera aparecer unas tres veces. Con colaboraciones de alumnos, profesores y exalumnos. El primer número lleva sólo firmas de alumnos. . Lástima que la extensión de los mejores trabajos de los señores Manuel Salvat, Alberto Linares y otros alumnos escritores, nos haya impedido –en esta ocasión– insertar algo suyo

Niemand

 

Transcribimos también un poema escrito por el alumno Carlos Barella Iriarte, del 1er Año de Hdes (1932).

 

LA TARDE

Ha caído la tarde sombría

sobre el campo cubierto de flores.

En el cielo hay serenos dulzores,

 y en la tierra, un rumor de alegría.

La luna se alza detrás de los montes

bañando los llanos de apacible luz.
Los pájaros cantan sus trinos más bellos

y evocan plegarias del dulce Jesús.

La pálida luna, de rayos de plata,

refléjase humilde en las aguas del lago,

que canta su triste, dulce serenata,

con acento blando, con acento vago.

 

 

CSA, Memoria Agustiniana, abril de 2024

 

Volver arriba